Menú principal

Mima tus prendas de lana

lavar prendas de lana

No hay nada mejor para resistir las gélidas temperaturas que nos asolan que enfundarse en un cálido jersey de lana. O en una gruesa chaqueta. Y quién no echa mano de las bufandas para proteger las zonas del cuello y el pecho. Está claro que la lana es nuestra aliada en los meses invernales, que nos da calor y nos mantiene lejos de los resfriados. Y, todo ello, con elegancia. Porque es un tejido muy bonito si se le aplican los cuidados necesarios. Para que tu ropa luzca tan espléndida como el primer día, en este post te damos unos consejos para lavar prendas de lana sin temor a que se estropeen.

Como con cualquier tipo de ropa, lo primero es fijarse en la etiqueta. De este modo, sabremos si se trata de lana 100% o si, en realidad, está mezclada con tejidos sintéticos. Una precaución imprescindible es comprobar si la prenda destiñe. Para ello, basta con realizar una sencilla prueba. Mete la ropa en un barreño lleno de agua junto a una prenda blanca que ya no utilices. Si al cabo de unos minutos se ha transferido el color de la lana a la pieza textil blanca, es que destiñe. En este caso, no debes juntarla con otra ropa en la colada.

Dejar en remojo

El siguiente paso es dejar la prenda en remojo. La razón de llevar a cabo esta operación a la hora de lavar prendas de lana es evitar que encojan o estiren. Aproximadamente, la ropa debe permanecer sumergida unas dos horas antes de ser lavada. Por supuesto, elegir un jabón adecuado es imprescindible. Un mal producto de limpieza puede arruinar ese jersey o chaqueta que tanto te gusta, así que presta atención. No es recomendable utilizar el mismo detergente con el que lavas el resto de la colada, ya que puede tener demasiada alcalinidad (http://es.wikipedia.org/wiki/Alcalinidad) para la lana.

No hay problema. En el mercado existen diversos jabones específicos para lana. Si necesitas lavar prendas de lana urgentemente y no tienes un detergente de estas características, puedes recurrir al jabón líquido que se usa para lavar las manos. Incluso, si presentan manchas persistentes, es bueno aplicar jabón para platos. No es necesario lavar la ropa de lana a mano, salvo si se trata de tejidos muy delicados, como el cashmere. Si tu lavadora tiene programa de lana, puedes introducirlas en la máquina sin riesgo de que tus prendas se dañen.  Respecto al secado, es fundamental que no escurras la ropa ni la tiendas en el tendedero con pinzas. La fórmula adecuada consiste en colocar una toalla sobre una superficie plana y depositarla ahí hasta que se seque.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>