Menú principal

¿Qué provoca los atascos en las tuberías?

atascos en tuberias

En la gran mayoría de los casos, las causas que están detrás de averías domésticas como los atascos en las tuberías están relacionadas con el mal uso del sistema o con una instalación defectuosa. Hoy te vamos a explicar cuáles son los motivos de atascos en tuberías y fregaderos más comunes, así como las maneras que tienes de evitarlos.

Defectos de instalación

En estos casos, la reparación es más compleja ya que implica hacer obras. Los defectos de instalación más habituales que suelen incidir en atascos en las tuberías domésticas suelen ser, generalmente:

–          Tuberías con poca pendiente que favorecen la acumulación de residuos.

–          Derivaciones mal proyectadas (menor ángulo del requerido).

La pendiente de las tuberías de saneamiento, por regla general, debe ser como mínimo de entre el 2 y el 2,5%.

El tiempo

 

Al igual que todo en esta vida, el tiempo es otro de los grandes factores de deterioro de las tuberías domésticas. La propia acción del agua, los residuos que ésta contiene y los que nosotros nos encargamos de aportar ejercen una lenta pero persistente labor de abrasión sobre el material. En este sentido, cuando la instalación del hogar tiene más de una década conviene someterla a revisiones periódicas por parte de especialistas que verifiquen su estado, ya que cada año que pasa la tubería gana en adherencia y se hace más susceptible de generar tramos con ‘accidentes’ y acumulaciones.

Mal mantenimiento

 

Para encontrar la causa de un enorme porcentaje de averías en las tuberías domésticas basta con que, muchas veces, nos miremos al espejo. En este sentido, tenemos que ser conscientes de lo importante que es hacer buen uso de elementos como el fregadero. Recuerda que:

–          No debes tirar nunca los aceites usados por el fregadero, ya que se acumulan en las tuberías en virtud de la ganancia progresiva de adherencia de los materiales, y se solidifican con el tiempo.

–          Tampoco uses el fregadero para eliminar sustancias químicas o abrasivas.

–          No tires por el fregadero o el baño comida o elementos no biodegradables (plásticos, papeles…).

–          Limpia el tapón del fregadero 8en caso de que lo tenga) o el baño (más habitual) regularmente.

Ante un atasco leve, hay una serie de remedios caseros que te pueden servir mientras esperas la llegada del técnico. Verter agua hirviendo, soluciones de agua con vinagre diluido o bicarbonato sódico.

Pero lo mejor es que, si precisas de servicios de desatranco de tuberías, acudas a profesionales.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>